Magnetoterapia, qué es y para qué sirve, contraindicaciones

La magnetoterapia es una rama de medicina alternativa que utiliza campos magnéticos para tratar el cuerpo humano. Sirve para tratar lesiones musculares y molestias en las articulaciones.

Qué es magnetoterapia

Conocida como terapia magnética o terapia con imanes está basada en algunos principios científicos aunque no es una ciencia o rama médica. Similar a lo que es el biomagnetismo dinamia las corrientes del organismo y trata de curar con ellas.

Para qué sirve

magnetoterapia para que sirveSu papel principal es estimular el organismo mediante flujos magnéticos. Hay una mayor capacidad de regeneración de tejidos y un mejor caudal de expulsión de líquidos. Sus ondas actúan en el interior del cuerpo, profundizando hasta el nivel de la sangre.

Al emitir señales hacia el interior del cuerpo relaja los músculos y facilita la exploración por un fisioterapeuta. Mejora la recuperación después de una lesión. Así que podemos decir que la magnetoterapia sirve para:

  • Acelerar la recuperación de lesiones musculares.
  • Minimizar el dolor de las articulaciones.
  • Aliviar los síntomas del cartílago desgastado.
  • Rehabilitación con fisioterapia.
  • Tratar rodilla, cadera, codo, etc.
  • Para dilatar y mejorar el flujo de los vasos sanguíneos y arterias del cuerpo humano.
  • Como apoyo al tratamiento para osteoartritis y osteoporosis.
  • Para relajar los músculos en deportistas y en contracturas musculares.
  • Disminuir las secuelas del edema óseo.
  • Reducir la inflamación.
  • Ayudar a dormir bien por la noche.

Además, en algunas personas la magnetoterapia funciona como analgésico suave, aportando también una reducción de la inflamación.

Otra característica que tiene es que, al relajar y producir bienestar, facilita mucho el descanso por la noche.

Contraindicaciones de la magnetoterapia

magnetoterapia contraindicciones y efectos secundarios

  • Hipotensión.
  • Tratamientos relacionados con patologías de la sangre.
  • Implantes metálicos.
  • Llevar marcapasos.
  • Menstruación.
  • Infección por hongos.
  • Embarazo.
  • Lactancia.

Hay algunos estudios que muestran cómo en ciertas personas modifica la presión arterial. En concreto los datos indican que puede reducirla, así que si padeces hipotensión debes tener cuidado en tus sesiones o evitarlas por completo.

Aunque los implantes metálicos no son calentados por la tecnología magnetoterápica sí que puede producir anormalidad en la señal que emite. Esto puede repercutir en la salud de la persona. En función del tipo de implante es posible realizarla, no obstante, antes de comenzar debes consultarlo. En caso de tener implantado un marcapasos no podrás beneficiarte de ella.

Si eres mujer, los días que tienes la regla, la menstruación conviene que los saltes. Altera la regularidad y el flujo vaginal y la hormonación, pudiendo alterar el ciclo menstrual normal.

¿Puede utilizarse durante el embarazo?

Terapia con imanes o magnetoterapia durante el embarazoEl embarazo y la lactancia también son contraindicaciones de la magnetoterapia. Debido a la aplicación de campos magnéticos las glándulas mamarias puede modificar su comportamiento, influyendo en la leche materna. Durante el embarazo, en cambio, el feto podría verse afectado ya que la terapia con imanes penetra profundamente en los tejidos.

Generalmente está recomendado evitar la radiación de microondas, los ultrasonidos, el uso de láser o las radiaciones no ionizantes. Todas estas fuentes de energía penetran en el organismo y su alcance en el bebé en desarrollo no puede ser controlado, corriendo peligro de malformaciones y patologías futuras. Estas pueden producirse por el cambio hormonal de la madre o por el que puede aparecer dentro del vientre materno en el feto.

¿Es compatible con fisioterapia?

Muchos fisioterapeutas la emplean junto con el tratamiento manual o con corrientes eléctricas para estimular la regeneración de las fibras musculares o bien como elemento relajante. La magnetoterapia y fisioterapia funcionan bien juntas. Se complementan y aúnan sus beneficios.

Beneficios para el edema óseo

Al tener efectos antiinflamatorios mejora la calidad de vida de los pacientes con esta patología. Los beneficios de la magnetoterapia para el edema óseo son reducción del dolor y reducción de la inflamación.

Algunas personas notan una recuperación más pronta, aunque esto es algo relativo y que sólo puede medirse en cada caso.

Magnetoterapia y las opiniones médicas

opiniones medicas sobre las terapias alternativasEs bastante controvertida ya que no es posible medir sus beneficios reales tal que así. Sólo hay indicios y ciertos síntomas que mejoran, pero no es comparable a un tratamiento médico.

En este aspecto, la magnetoterapia y las opiniones médicas están divididas. Aunque hay estudios en donde se constata que hay corrientes eléctricas en las fracturas de huesos y estas incitan la reparación y soldadura del tejido óseo, el llamado efecto piezoeléctrico), muchos médicos opinan que no son comparables a los producidos por la terapia con imanes fijos o móviles. Incluso diferentes a los de la electroestimulación muscular que sirve para estimular el músculo y su recuperación, así como para ejercitarlo con cargas diferentes.

¿Sirve para adelgazar?

Aunque hay cierta confusión sobre este tema en realidad no ofrece beneficios sobre el metabolismo de las grasas. La confusión parece venir por otro tipo de terapia alternativa que trabaja con corrientes eléctricas y estimula la pérdida de peso, la electroestimulación para adelgazar.

La diferencia entre magnetoterapia y electroestimulación es que la última contrae el músculo —puedes notarlo cuando estás en medio de la sesión— y esto provoca un gasto calórico elevado. En cambio, con la llamada “magnetoterapia” no sucede esta contracción muscular y, por lo tanto, el gasto de nutrientes no sucede de la misma forma.

Share on Google+Tweet about this on TwitterShare on Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *