Jabón de árbol de té casero y online

El jabón de árbol de té es un producto natural que tiene propiedades antisépticas y antibacterianas. Puede comprarse online, en tiendas tradicionales o hacerlo en casa. Es muy útil para limpiar la cara de infecciones y mejorar los síntomas de acné, pero también puede ser utilizado con otros fines. Y estos son de los que vamos a hablar en este artículo.

Jabón árbol de té

Este tipo de jabones son elaborados a partir del árbol Melaleuca alternifolia. A partir de sus esencias y principios activos es posible crear, mediante métodos manuales o mecánicos el auténtico jabón árbol de té que posee propiedades antivirales, para erradicar bacterias y también sirve para eliminar hongos de pies y manos.

Es tan potente que hay que tener mucho cuidado al usarlo. Nunca hay que ingerirlo ya que sería muy tóxico para la persona. En cambio, utilizado de forma tópica, estas mismas propiedades pueden servir para limpiar la piel, disminuir espinillas y dejar el cutis mucho más suave y fresco o también para fines como ahuyentar piojos y bacterias.

Vamos a enumerar para qué sirve el jabón de árbol de té:jabon arbol de te

  • Tratar candidiasis.
  • Dejar la piel libre de bacterias.
  • Como remedio antifúngico.
  • Reducir el acné.
  • Prevenir los piojos.
  • Puede ir bien para algunos casos de rosácea.
  • Eliminar el mal olor que aparece con algunas infecciones de la piel.

Comprar jabón del árbol de té o hacerlo en casa

Esta es una pregunta que muchas personas se hacen cuando quieren acercarse por primera vez a este tipo de cosméticos o productos para la higiene personal. Si nunca has elaborado un jabón casero lo más sencillo es comprarlo ya hecho. Así te ahorras todos los pasos y comprar los productos sueltos, aunque si te gusta crear tus propios jabones no es tan difícil. Por poco precio puedes crear una gran cantidad para almacenar y usar durante mucho tiempo. Así que vamos a ver cómo hacerlo con las propiedades del aceite del arbol del te.

Receta jabón casero árbol de té

  • 20 ml de aceite esencial árbol del té
  • 200 ml de aceite de oliva
  • 60 ml de aceite de almendras
  • 60 ml de aceite de aguacate
  • 170 ml de agua
  • 140 gr de manteca de coco
  • 65 gr de sosa cáustica

Hay que seguir una serie de pasos, importantes y hacerlos con cuidado ya que hay productos como la sosa cáustica que son peligrosos. Es fundamental que uses guantes y gafas para proteger tanto las manos como los ojos. Los vapores que se desprenden al verter la sosa, así como las salpicaduras quemarán tu piel si la tocan.jabon casero con aceite

  1. En una habitación aireada, con las ventanas abiertas o fuera de casa tienes que añadir el agua a un recipiente de plástico o madera, hay que evitar el metal. Ten cuidado es inhalar los vapores ya que son corrosivos y tóxicos. Así que es importantísimo que sea un lugar donde no se concentren.
  2. Añadir la sosa cáustica poco a poco a la vez que remueves el agua. Esto puedes hacerlo con un palo de madera largo, lo suficiente para no tener que tocar el líquido con la mano. Primero el agua y luego la sosa. Importante.
  3. Continúa removiendo hasta que espese y forme un bloque pegajoso. Cuando introduzcas el palo tienes que hacer un agujero en la masa de agua y sosa, parecido al barro.
  4. Deja reposar la mezcla y mientras tanto, caliente a fuego lento, al baño María la manteca de coco hasta que notes que está líquida. Una vez que esté caliente tienes que remover el aceite para que todo el contenido tenga la misma textura, sin grumos.
  5. Vierte el aceite de oliva mientras y continúa mezclándolo. No pares de remover en ningún momento.
  6. Añade el aceite de almendras y aguacate haciendo lo mismo. Con el calor y el movimiento puedes mezclarlos muy bien ya que los aceites calientes formarán un todo indivisible.
  7. Por último añade el aceite de árbol de té y mézclalo bien.
  8. Una vez que tienes los aceites en el cacharro puedes añadirlos a la mezcla pastosa de agua y sosa. Ahora debes mezclar todo muy bien para que el jabón casero tenga la misma consistencia, aromas y propiedades en todas sus partes. Hazlo con paciencia hasta que tengas la seguridad de que está bien repartida la mezcla.
  9. Ahora sólo queda que añades a tus moldes preferidos todo el contenido y dejarlo reposar durante 3 días. Hasta que notes que está duro.
  10. El paso final es cortarlo a la medida deseada y almacenarlo entre 1 y 2 meses en un lugar ventilado y accesible. De vez en cuando tendrás que darle la vuelta a los pedazos de jabón para que sequen por igual y la saponificación sea uniforme, proceso en el que la sosa cáustica deja de ser corrosiva para la piel.

Recomendaciones

Si quieres menos cantidad puedes dividir proporcionalmente las cantidades para hacer tu propio jabón casero más pequeño. Fíjate que es utilizada esencia del arbol de té. Esta tiene algunas diferencias y similitudes con el aciete, pero son cosméticos diferentes. Aunque si al final lo que quieres es un pedazo, muchas veces conviene comprar jabón de árbol de té en una tienda online y olvidarte de todo el proceso engorroso. Puedes cómpralo desde unos 2 a 5 euros. Así que en realidad es un producto muy accesible y barato. Si estás en otro país, sólo tienes que realizar el cambio a usd ya que el precio será muy parecido.

Las ventajas que tiene comprarlo hecho es que evitas todo el proceso, aunque es verdad que algunas no son iguales, pero si adquieres un jabón casero online debería mantener todas sus propiedades y aromas.

Share on Google+Tweet about this on TwitterShare on Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *