Cómo controlar la ansiedad y combatir el estrés crónico

Controlar la ansiedad es posible con diferentes tratamientos y siguiendo unos pasos. Psicología, homeopatía, medicamentos e incluso meditación y ejercico son cosas que ayudan a combatir el estrés y los signos físicos. Este tipo de trastorno tiene su nacimiento en la psique humana y, aunque lo trata el psicólogo puede ser acompañado con diferentes terapias y remedios.

Controlar la ansiedad

Aunque muchas personas conviven con ella durante toda la vida hay que decir que existe toda una serie de tratamientos eficaces para combatirla. Los síntomas de ansiedad hay que conocerlos ya que son diversos. Así que vamos a explicar qué es y acto seguido explicamos la forma que se puede tratar y los mejores tratamientos.

Avanzar que puede encauzarse, evitarse y aprender a controlar los ataques de ansiedad para no sufrir una crisis nerviosa. Comprender para qué sirve, cómo funciona y el mecanismo que la pone en marcha es fundamental.

Qué es la ansiedad

que es la ansiedadEs una repuesta del organismo a una situación que la interpreta como peligrosa. La ansiedad es un mecanismo de defensa. Sirve para anticipar los peligros a los que estamos expuestos poniendo en alerta los sistemas para mejorar el rendimiento, prestar atención y poder adaptarte frente a un cambio repentino.

Su función es la de hacer que tomes decisiones, actúes, corras, huyas, pueds esconderte o luchar. En función del tipo de situación, si es peligrosa, requiere un reto o hacer acopia de energías podrás afrontarla o no, pudiendo llegar a causar frustación.

La definición de ansiedad es mecanismo de adaptación del ser humano a su entorno cambiante. Estado de agitación o inquietud.

Causas y origen

  • Expresión genética.
  • Personalidad del individuo.
  • Entorno.
  • Consumo de drogas.

En el día a día y en cualquier situación entran en juego estos tres puntos. Un estado de alerta puede aparecer en una persona y en otra no. Para un individuo una situación puede ser desencadenante de un ataque de ansiedad mientras que para otra es algo normal.

En general, las situaciones que requieren un gran esfuerzo psicológico, cosas traumáticas y con un gran componente de adaptación son las que producen ansiedad.

¿Es bueno tenerla?

¿Es bueno tener ansiedad? El por qué de los ataques de nerviosEs un mecanismo natural del cuerpo humano y tiene un papel importante en la vida de las personas. Así que es necesaria. Una pequeña cantidad de ansiedad es beneficiosa ya que empuja a la persona a realizar cambios en ciertas situaciones de peligro o riesgo, cuando hay impedimentos físicos o psicológicos en el trabajo, en la vida familiar, en el día a día.

Pero el problema viene cuando sucede de forma prolongada… así que… ¿existe una forma de tratarla?

Por supuesto que sí.

Aunque como vamos a ver a continución, casi siempre es necesario utilizar varias cosas.

Tratamiento de ansiedad

  • Medicamentos
  • Meditación
  • Deporte
  • Alimentación

Todos estos tratamientos deben complementarse. Uno solo es difícil que funcione y la mezcla de varios de ellos produce una mejora notable en la calidad de vida de la persona.

Según tu caso es posible que necesites tomar un medicamento, cambiar algunos hábitos de alimentación, eliminar excitantes como el café, o simplemente aprender a relajarte mediante ejercicios de meditación.

En ciertos momentos el nivel de ansiedad puede elevarse demasiado y un tranquilizante puede ser la mejor opción. Hay traumas y dolencias que son muy fuertes pero temporales. En cambio, otros tipos de ansiedad necesitan tratamiento farmacológico.

Tratar con medicamentos

  • Benzodiacepinas
  • Ansiolíticos
  • Medicamentos inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina

Son frecuentes las benzodiacepinas, llamados ansiolíticos. Estas medicinas relajan y adormecen. Son muy fuertes y causan dependencia, así que debe recetarlas un profesional.

medicamentos ansiolíticosHay que seguir el tratamiento según las indicaciones ya que cada persona necesita una dosis y pauta de administración diferente. La cantidad de ansiolíticos varía en función del peso, tolerancia y gravedad de las crisis.

Con efectos diferentes, el otro tipo de medicamentos para la ansiedad son los llamados inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina, abreviados como ISRS. Estos son medicamentos para el trastorno de ansiedad y la depresión: paroxetina, alprazolam y una serie de moléculas medicinales con efectos que debe supervisar un psiquiatra. Actúan a largo plazo y son capaces de modificar la conducta, reduciendo el impacto de las emociones sobre la psique.

Ejercicios

Algunos ejercicios van muy bien para mejorar la respiración y provocar un estado de relax. Favorecen al organismo, mejoran la forma como te sientes y son capaces de eliminar la tensión. Practicarlos es bueno porque reducen las crisis de ansiedad. Los ataques son menos recurrentes y cuando llegan son leves, o al menos algunos de ellos.

El deporte es una fuente de salud para las personas con tendencia a los nervios. Si eres nerviosa/o es bueno realizar ejercicio varias veces por semana. Favorece la liberación del estrés, relaja la musculatura y produce dopamina que hace que te sientas mejor. Además quemas quemas grasa, te mantienes activo y consumes la adrenalina que has generado y no necesitabas. Por si fuera poco, mediante el sudor eliminarás tóxicos y cuidarás la salud de los pulmones, riñones e hígado.

¿Son normales las contracturas por ansidedad?

contractura muscular por nerviosLas personas que están tensas con frecuencia y tienen nervios son muy propensas a tener contracturado el cuello, los hombros y lumbares. Uno de los síntomas son los tirones, dolor de espalda y cervicales por mantener una postura no relajada a causa del estrés.

Para evitar los dolores musculares puedes nadar o correr, practicar algún deporte que te guste. Son beneficiosos contra las contracturas musculares que se producen al estar demasiado tiempo en tensión.

También, para evitar el agarrotamiento muscular por nervios es bueno practicar actividades que mejoran la postura y respiración. Puedes apuntarte a clases de yoga, pilates o meditación.

Uso de homeopatía

Algunas personas encuentran alivio acudiendo a un homeópata. Este revisará los síntomas e indicará una serie de preparados medicinales para favorecer la recuperación y superar los nervios. La homeopatía para los nervios y el estrés consiste en unas pequeñas pastillas, gotas y similares que actúan de una forma más suave que los fármacos tradicionales.

Psicología para controlar la ansiedad

psicologia para la ansiedadEs un tratamiento lento pero muy efectivo. Las primeras sesiones parecen discurrir sin apenas efectos pero funciona profundizando y eliminando las causas. Tratar la ansiedad con psicología provoca que los fármacos y medicamentos dejen de ser necesarios cuando esta es capaz de controlar el estado de ánimo.

La psicología para la ansiedad produce un avance paulatino en cada sesión. Es uno de los mejores tratamientos. El psicólogo ayuda y acompaña al individuo hasta el origen del trastorno y, si hay algún problema facilita el mecanismo de sanación.

En el transcurso es habitual que haya resistencias y ganas de avandonar la terapia. Aparecen miedos enmascarados. El paciente puede sufrir durante el aprendizaje pero a la larga compensa con creces. Es un aprendizaje de lo que sucede, del entorno, el interior de uno mismo y de los motivos que prodrían provocar que se hiciera crónica.

La psicología para los nervios, el estrés, las crisis y los ataques de ansiedad funciona en la mayoría de personas aunque bien es cierto que no en todas.

Sedantes

Algunos fármacos y productos de origen natural ofrecen muy buenos resultados. Los sedantes son sustancias que ayudan a conciliar el sueño y disminuir los nervios. Facilitan eliminar la ansiedad y dormir bien. En este aspecto los sedantes naturales son una alternativa eficaz.

Cada uno de ellos tiene unas propiedades y beneficios para la salud. Las infusiones y remedios caseros van bien cuando el trastorno de ansiedad es leve, temporal. Cuando dura mucho tiempo, varios días hay que acudir a un psicólogo para la ansiedad.

Cómo saber qué tratamiento funciona

Al principio es confuso porque lo que a una persona le funciona en otra parece no hacer absolutamente nada.

Cada uno de nosotros debemos encontrar el camino adecuado. Lo esencial es hablar con un especialista. Puede ser un médico, un terapeuta que nos aconseje y acompañe en el conocimiento de nuestro mecanismo de defensa.

El mejor remedio para controlar la ansiedad es conocerse uno mismo. Y, aunque suena sencillo, es una de las coas más complicadas de la vida. El conocimiento profundo y extenso del ser. Por lo tanto, es imprescindible asesorarnos. Una vez que se aprende funciona toda la vida.

Después de unas semanas empezarás a darte cuenta si la forma de tratarla da resultados.

Cuándo hay que hablar con un psicólogo para la ansiedad

En el momento que notas que produce impedimento para realizar una vida normal, tomar decisiones y mantener el estado de ánimo.

Una pequeña dosis es beneficiosa. Todas las personas la sentimos habitualmente. Si notas que la tienes durante mucho tiempo o con frecuencia es bueno hablarlo con un profesional. Simplemente pedir consejo y, si requiere profundizar será recomendado un tratamiento. En muchas ocasiones no es necesario pero ponerla en manos de un experto puede tranquilizarte y saber si realmente necesitas tratamiento.

Share on Google+Tweet about this on TwitterShare on Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *